Que hay atrás de una buena idea de negocio.

Con una simple pregunta podemos entender el grado de motivación para ejecutar una buena idea, y convertirla en un buen negocio.

Mi hijo me preguntó recientemente algo que toca muy de cerca: “Decime si pensás que ésta es una buena idea de negocio…”

“No sigas!!” , le dije

Quedó helado (pero no sorprendido) por la interrupción. Pero tenía que hacerlo. Necesitaba contestar algo antes de que me dijera otra palabra.

Muchas personas me vienen con nuevas y buenas ideas de negocios, pero muy pocos son los que algún día tienen verdaderas ganas y motivaciones para ejecutarlas. Todos conocemos gente así, y muchas veces, muy cerca nuestro. Los famosos “habladores”.

Así que, antes de que seguiera con la descripción de la muy buena idea de negocio (que lo fue), le pregunté algo muy simple: “Si pienso que es una buena idea, y que otras 100 personas también lo piensan y lo quieren hacer, igual te lanzarías a hacerlo?”

Bajo la cabeza. Pensó unos segundos mi pregunta y me contestó con firmeza y un brillo especial en sus ojos: “Seguro que Sí !“

Y ahí recordé algo que me había dicho un amigo emprendedor alguna vez: “Sabes cuando la gente fracasa? Cuando se rinde !”

¡COMENZÁ A ESCRIBIR AHORA!

Todos pueden formar parte de Verum. Creá tu cuenta y comenzá a compartir tus opiniones.

Comenzar
ARTÍCULOS RELACIONADOS
COMENTAR
  • No hay comentarios aún...